Blogger Template by Blogcrowds.

McMafia

Mi colega freedom me recomendó en su día la lectura de McMafia, literalmente me dijo que estaba flipando con lo que se contaba en este libro que trata sobre las distintas mafias existentes a lo largo y ancho del mundo, así que siguiendo su consejo lo compré y leí con avidez.

La verdad que el libro me impresionó: uno siempre sospecha que este tipo de cosas pasan pero viendo los detalles que se proporcionan se ponen los pelos de punta. El tipo que lo escribió realmente tenía agallas, ya que viajó por todo el mundo para hablar con testimonios de todos los bandos implicados, peña realmente peligrosa.

Le dejé el libro a mi hermano. Al cabo de unos meses vino el autor, Misha Glenny, a dar una charla sobre el libro en BCN, y mi hermano pilló un par de entradas sabiendo que me moló. Así que tras la charla entablé conversación con él, un tipo realmente agradable.

El tema es que, dadas mis inquietudes profesionales, se mostró más que interesado en ampliar sus conocimientos sobre un entorno en el que también se mueven las mafias a sus anchas, por lo que establecimos una amistad que todavía sigue a día de hoy. Aprovechamos para vernos cuando coincidimos en algún viaje.

Hace poco, Misha dio una charla en TED, así que aquí está el vídeo para que os hagáis una idea de los temas que tratan en su libro. Yo creo que es más que interesante, hay que intentar conocer lo mejor posible la realidad que nos rodea:

Triunfada

Rammstein, Badalona, 2004. Salía yo del concierto totalmente flipado por lo que había visto allí. No es que fuese precisamente la primera vez que iba de concierto, pero el espectáculo que montaron estos tíos era de lo mejor que había visto. 5 años después anunciaron su vuelta en concierto, no podía perdérmelo, pero todo apuntaba que así sería. Por una serie de circunstancias (la pillas tú, no ya la pillo yo) cuando fui a por entrada estaban agotadas.

El intento de pillar en reventa a través de internet fue infructuoso. La entrada original estaba por los 48€ y no las conseguía por menos de 100. Así que en un último intento desesperado, fui con mi colega Antko a ver qué pasaba.

Todo pintaba mal, mucha poli y no había nadie con pinta de reventa. De hecho la peña nos preguntaba a nosotros si vendíamos entradas! Pero a los 10 minutos, una colega que sabía que buscábamos nos decía que había localizado a un pavo que vendía. Nos acercamos y nos ofrece 2 entradas por ... 100 pavos! casi el precio de venta! Las miramos, tenían buena pinta, las pillamos ... y entramos!! Vaya triunfada.

Ahora la parte del concierto. Sorprende que un grupo así llene el Palau Olímpic, público muy hetereogéneo, pero sorprendente cantidad de alemanes y más guiris, realmente desproporcionada y todavía no le encuentro explicación. La verdad que los pavos venían rollo partido de fútbol, borrachos que se caían y a liarla: nunca había visto a peña meterse dos rayas en un concierto, pero claro, tampoco había estado nunca en un concierto sentado.

Si rammstein es algo, es espectacular. Escenario brutal, como se nota que tienen pasta, pero sonido horroroso! Totalmente saturado y en un par de canciones se quedaron sin sonido, lamentable. Por si fuera poco, nos enchufaron el último disco casi enterito. Más petardos que en las fallas, sin escatimar fuego, pero realmente dejó que desear en la escenificación de canciones como Pussy. En las míticas, los trucos de siempre.

Y poco más. Lo pasamos guay, el concierto flojeó en varias cosas, pero ahí estuvimos para contarlo ;)

El Padre Emiliano

Siguiendo con el carácter predicador que está tomando este blog, hoy nos honra con su presencia el Padre Emiliano Vargas-Brown que hará que nos sintamos un poco más miserables por nuestros actos.

El sermón de hoy es sobre la autocrítica.
Y es que, así es hermanos, la autocrítica ha desaparecido de nuestra vida y así nos va:

Política: nos quejamos de la corrupción pero, ¿qué participación tenemos nosotros en la vida democrática? ¿ir a votar una vez cada 4 años? las asociaciones civiles son poco participativas, nadie pide cuentas a sus representantes políticos y no queremos perder tiempo y energías en un asunto del que lo más sencillo es quejarnos.

Trabajo: está todo chungo y en gran parte por nuestra falta de eficiencia y despilfarro de recursos, pero, ¿cuántos recriminamos a nuestro cuñao que vive del paro? ¿cuántos le decimos algo a nuestro compañero de oficina que juega al buscaminas? así es hermanos, nuestra actitud alimenta a quienes viven de nuestro trabajo.

Civismo: vemos cómo la gente aparca en los pasos de cebra, aparca en las plazas de minusválidos y no cede su puesto en la cola a una embarazada. No vale agachar la cabeza hermanos, nuestra actitud puede ser el primer paso para un cambio a mejor.

Y la idea del sermón de hoy, hermanos, fue a raíz del siguiente post. En éste, un joni se queja del patético panorama de poca profesionalidad y enchufismo que se encuentra en su puesto de trabajo y, cansado, decide abandonar su Catalunya natal. Me parece muy bien, pero es sorprendente cómo los comentarios son de lamentación acerca de la no independencia y de cómo todo está causado por la falta de libertad y estado propio. Una vez más, la falta de autocrítica nos arrastra, seguro que podemos hacer más con lo que tenemos. Y es que, amigos, veo como muchas empresas y profesionales se regodean en la autocomplaciencia pensando que nunca bajarán de su trono de liderazgo adquirido por derecho divino.
Ha llegado el momento de la reflexión, debemos pensar cómo mejorar nuestro entorno a todos los niveles. El primer paso, hermano, lo tienes que dar tú.


Muchas gracias por su contribución Padre, espero que el próximo sermón lo de vestido y sin la botella de vodka en la mano.

Impactar es la clave

Para mejorar mis skills en presentaciones y de paso, mi nivel de inglés, me pasé el otro día por una sesión de los Toastmasters. Se trata de grupillos de gente que se junta en distintas ciudades con este mismo objetivo, con una organización muy marcada y siguiendo los cursillos de algún gurú de la comunicación. A pesar que este tipo de estructuras tan cerradas y jerárquicas (sectarias?) no me mola, el tema está bien para mejorar, que es lo que interesa.

El tipo de presentaciones que se promueven son muy "americanas", en el sentido de efectivas, directas, incluso algo teatrales. De este modo se promueve mucho gesticular, variaciones de voz, interacción con el público, cantar y bailar, etc. Todo esto está bien si se mantiene como lo que es, un recurso, pero tal vez hay quién lo entiende más como dogma y lo lleva al extremo. Yo opino que no todas las presentaciones tienen que ser tan extremas, en plan Steve Ballmer, un estilo TED para mí es ideal. No obstante si hablamos de impacto, os aseguro que un tipo realmente consiguió captar mi atención en la sesión del otro día ...

El colega estaba dando una charla sobre yoga, sacó su alfombra, cruzó piernas, nos hizo cerrar los ojos ... Luego preguntaba a la peña si practicaba yoga y les amonestaba si no lo hacía. La obra de teatro, digo, presentación siguió cuando explicaba sus estados de ánimo a través de canciones que él mismo cantaba y animaba al público a hacer lo mismo. Realmente se excedía: una cosa es cantar un estribillo y otra hacer el Rock Star, pero el momento apoteósico llegó cuando se puso a bailar con una señora del público (unos 45, grande) la bamba. En el fervor lógico del ritmo latino la buena señora no atinó con el sofisticado paso de baile por lo que dió con sus trasero en el duro suelo de forma bastante aparatosa y casi arrastrando a su compañero intentando evitar lo inevitable.

La gente miraba al suelo incrédula intentando aguantar la vergüenza, no se cómo aguanté la risa (realmente no lo hice, pero la controlé) ... Eso sí, os asesguro que logró el impacto que buscaba. Cada vez que oigo la bamba me acuerdo del colega.

Entradas más recientes Entradas antiguas Página principal